Seguramente esta es la primera vez que tengas contacto con el término Responsive Web Design y pueda que te produzca alguna incertidumbre. Tranquilo, ahora te lo explicamos.

Junto con el desarrollo de la tecnología, han surgido nuevos conceptos que deberás incorporar a tu vocabulario para entender con facilidad a qué están refiriéndose tus clientes o para que les hables con fluidez técnica.

Responsive Web Design se refiere a la manera adecuada en que se muestra el diseño de un sitio de Internet al consultarlo desde un dispositivo móvil. Dicho de otra forma, trata sobre la optimización de una página web para que las personas consulten su contenido y la exploren con facilidad desde su teléfono o tableta.


Antes de seguir, ten en cuenta que hoy existen más dispositivos móviles que computadoras, y que estos tienen diferentes tamaños. Al momento de crear tu sitio web, deberás asegurarte de que se vea bien para que no te afecte en los resultados de búsqueda.

Debido a que la manera en que son creados los sitios ha evolucionado, hoy es más accesible consultar cómo se verá su aspecto final en los dispositivos antes de elegir una plantilla de diseño gráfico para exponer y organizar los elementos de tu página electrónica.

¿Alguna vez has consultado un sitio en tu teléfono, luce como en una computadora y es difícil realizar cualquier acción porque todo está diminuto? Seguramente, sí. Eso significa que la estructura interna -o el código de programación con que fue creado- no es responsive.

Para muchos cibernautas esta puede ser una mala experiencia de usuario porque lo que deseaban es acceder a la información que despertó su interés pero tuvieron que luchar para conseguirlo.

En este punto hay que saber dos cosas: que muchos sitios siguen con este problema porque fueron construidos antes de que los dispositivos móviles fueran populares, y que Google, una de las más grandes empresas de tecnología del mundo, está cambiando las reglas del juego y promoviendo la adaptabilidad de los sitios web para organizar mejor la información en Internet.

Incluso, esa empresa ha dicho que en adelante se sabrá si un sitio web está optimizado para la navegación móvil cuando se emplee su motor de búsquedas. Eso garantizará que los textos estén bien distribuidos y sean legibles, además de que no sea necesario realizar acercamientos, o zoom, para leerlos.

Tal como mencionamos en la publicación anterior, sobre la optimización web, que tu sitio sea responsive también es un lineamiento básico: un sitio tiene que verse bien para que las personas exploren el contenido, consulten las ofertas que les hagas o la información que les sea de utilidad para tomar una decisión sobre un producto o servicio.

Si ya tienes una página en Internet y no estás seguro de que esté optimizada para móviles, realiza una prueba en este enlace para saberlo y tomar las acciones correctivas, si fuera necesario. De esa manera le darás a tus clientes potenciales un sitio web responsive que satisfaga su experiencia de usuario.

New Call-to-action